CIEZA, HOY: SE VENDE: CAFÉ SAN SEBASTIÁN

@JoseMariaCamara

El Sanse fue como una historia de amor: las dudas primero y después el desenfreno, lo oficial y la rutina. El Sanse fue, hasta hace unos días, casi como la ONU para los ciezanos. Todos, sin distinción de clase social, trabajo, nacionalidad o edad, entraban y salían de este lugar que ya formará, para siempre, parte de la memoria de una tierra que estas semanas veía como se borraba una parte, otra más, de la Cieza del pasado y del presente. La que hoy nos constituye como lo que somos.

Hace unos días un amigo escribía en Twitter: ‘’ Es la ley de la vida’’.  Esas mismas seis palabas me las escribió por privado para justificarme el cierre de casi su segunda casa. El Sanse, esa puerta al pasado que tan feliz hizo a tantos ciezanos, bajó, por última vez, su resonante persiana hace tan solo unos días. Su interior quedaba desmembrado a la espera de que le colgaran su sentencia de muerte: SE VENDE.

El Sanse ha sido algo más que una simple cafetería. El Sanse ha supuesto para muchos el lugar donde sus sueños se hacían realidad; el lugar donde Carlos siempre te recibía con una sonrisa, unas palabras cariñosas y un saludo que te hacía imposible entrar con mala leche. En el Sanse se han forjado amistades a golpe de gin tonic y cigarro en las escaleras de hierro de su coqueto patio. En el Sanse se han forjado amores que han resistido al paso de los años y hasta al propio cierre de su origen. El Sanse forma parte, desde hace unos días, del imaginario colectivo de una generación que encontró en este emblemático local de la Calle San Sebastián su café antes de la biblioteca, su copa después de las reuniones y la última después de celebrar la vida.

Continuar leyendo «CIEZA, HOY: SE VENDE: CAFÉ SAN SEBASTIÁN»