LA PASIÓN DE LA LUZ: VIRGEN DE LA HUERTA CORONADA DE LOS RAMOS

@JoseMariaCamara

En 1971 la trayectoria de Hernández Navarro da uno de sus primeros grandes momentos. Con apenas dieciséis años, crea un simulacro de la Virgen María que vendría a ubicarse muy cerca de la casa de su infancia, situada en el Rincón de Almodovar, entre Los Ramos y Alquerías. La Virgen de la Huerta es, quizás, la primera gran obra del Maestro, y la que sin lugar a dudas, lo pone en el mapa de la escultura sacra en Murcia.

Del barro de las acequias nace un maestro que regaló a toda la Huerta de Murcia un faro devocional que, desde su creación, ha ganado infinita cantidad de devotos; devotos que, cada último domingo de mayo acuden a Los Ramos para ver como la devota imagen es trasladada desde su ermita del Rincón de Almodovar hasta la parroquial de Los Ramos.

_DSC1219 Continuar leyendo «LA PASIÓN DE LA LUZ: VIRGEN DE LA HUERTA CORONADA DE LOS RAMOS»

SENTIR COFRADE: MURCIA, TIERRA DE LA SANTÍSIMA Y VERA CRUZ

@JoseMariaCamara

Comenzamos una serie de colaboraciones mensuales para https://sentircofrade.com/

Murcia, tierra de la Santísima y Vera Cruz.

Si de algo sabemos en esta región es de Consuelo. Nunca nos falta la Fe y nunca nos doblegamos ante nada que no sean nuestras devociones.

En la Región de Murcia tenemos grandes focos devocionales. Cada una por un, digamos, extremo meridional de nuestra región. Desde las altas tierras del Noroeste murciano, donde la Santísima y Vera Cruz de Caravaca es protectora de aquellas frías tierras hasta la costa más resplandeciente y colorida que, en la Virgen del Carmen, encuentra el consuelo al alba de cada día cuando los pescadores se encomiendan a la Estrella de los Mares.

Murcia es tierra de adoración a la Cruz. No necesitamos esperar que acabe el verano y llegue septiembre. Nosotros, los murcianos, entendemos el misterio de la Cruz tras la Pasión, Muerte y Resurrección; y además la entendemos de dos formas bien diferenciadas. Por un lado, la entendemos y la veneramos sin el cuerpo del Redentor. Hacemos de la Cruz símbolo glorioso de la Resurrección de Cristo. Caravaca, Abanilla o Ulea- fíjense ustedes que, hasta en el inexpugnable Valle de Ricote, la Cruz está en la vida de los habitantes- La Cruz como legado Santiaguista e íntimamente ligada a las fiestas de Moros y Cristianos es venerada y custodiada en recuerdo de tiempos de milagros y asedios insoportables. La Cruz también es flor y vida que renace cuando el mes de abril toca a su fin y en la huerta una nueva vida comienza a brotar. La Huerta Murciana, a la que escribiera  Luis Fernández Ardavín en su inolvidable zarzuela de La Parranda, es la que se llena de cruces florales y ancestrales cantos para, de esta forma, anunciar por los carriles de la huerta que mayo ya llega y que con él María llenara, de nuevo, los corazones de todos y cada uno de los murcianos que sienten suya la huerta y que de sol a sol la cuidan y la acarician como si un bebe fuera. Continuar leyendo «SENTIR COFRADE: MURCIA, TIERRA DE LA SANTÍSIMA Y VERA CRUZ»